Traspasos de fondos de inversión: bonificaciones y fiscalidad

HAMCO > Actualidad > Blog > Traspasos de fondos de inversión: bonificaciones y fiscalidad
Traspaso fondos de inversión
  • HAMCO Financial
  • Blog
  • No hay comentarios

Artículo revisado por John Tidd Kimball, CFA

 

Un tema muy recurrente con respecto a los fondos de inversión tiene que ver con su traspaso a otra sociedad gestora y las dudas que pueden surgir en relación a las bonificaciones y a la fiscalidad a la que están sometidos durante este proceso. Te explicamos todo lo que tienes que conocer sobre estas dos cuestiones, para que tengas toda la información disponible antes de llevar a cabo el traspaso de un fondo de inversión.

 

La bonificación de traspaso en fondos de inversión

 

El presidente estadounidense Herbert Clark Hoovert solía decir que “la competencia no es sólo la base de la protección del consumidor, sino que es además el incentivo para el progreso.” En el caso de los fondos de inversión, podríamos añadir que la competencia también permite disponer de ciertas bonificaciones para el partícipe de un fondo de inversión que quiera traspasar sus participaciones de una gestora a otra distinta.

Tenemos que tener en cuenta en primer lugar que las entidades financieras utilizan las bonificaciones a modo de ‘zanahoria’ para los inversores, haciendo que sea más atractivo el traspaso de un fondo a otro. Estas prebendas solo suelen estar disponibles para nuevos clientes, por lo que los traspasos de fondos dentro de una misma sociedad gestora no contarán, por norma general, con ninguna oferta.

Si bien en años anteriores las bonificaciones no descendían del 2%, desde 2020 las entidades han disminuido el valor de sus ofertas hasta situarse en el rango de entre el 1–2 por ciento como cota máxima. Eso sí, a la hora de valorar estas ventajas por traspaso, también tenemos que incluir en nuestros cálculos los costes derivados de las comisiones a las que tendremos que hacer frente. Además, es importante recordar que cada entidad decide el momento en el que hacer efectiva la bonificación, por lo que puede suceder que se abone al recibir el traspaso del fondo, o una parte al principio y otra al final, etcétera.

 

La fiscalidad en el traspaso de fondos de inversión

 

La otra pregunta recurrente que se hacen muchos inversores es acerca de la fiscalidad en la que se incurre al traspasar un fondo de inversión. Pues bien, esta situación está exenta de tributación en el Impuesto de la Renta de las Personas Físicas (IRPF), por lo que se puede pasar de un fondo a otro sin tener que abonar nada por el beneficio obtenido. Es decir, se difiere el pago de impuestos.

Por tanto, un inversor solo tendrá que tributar en el momento del reembolso. Una vez que haya vendido sus participaciones, estará sujeto a las retenciones por las plusvalías obtenidas, que tributarán en las rentas del ahorro a un gravamen que va desde el 19 hasta el 23 por ciento.

Imagen: unsplash | @anafrantz